Las cámaras de Tigre fueron esenciales para detener el robo de una camioneta